COMER LAS FRUTAS CON LAS SEMILLAS ¿BUENO O MALO?

ZANDIA

¿Es peligroso comer las semillas de las frutas?

Alguna vez escuché a mi abuela decir que si me comía las semillas de la manzana me dolería el estómago o que tenía que retirar las semillas de las uvas, de la papaya, del melón e incluso del pepino.

La respuesta es NO, no es peligroso comer frutas con semillas, quizás es todo lo contrario.
Lo cierto es que ahora se sabe que las semillas de las frutas tienen beneficios para nuestra salud si las consumimos de manera moderada.

Entremos en materia…

Todo en la naturaleza tiene su razón de ser y en este caso las semillas han evolucionado para sobrevivir el paso por el sistema digestivo, entonces no existe problema con que sean consumidas en su estado natural (de forma entera sin triturar).

Existen algunas frutas que tienen semillas pequeñas como las fresas, guayabas, tuna, kiwi, granada china, por mencionar algunas e incluso de algunos vegetales como la calabaza, pepino, algunas clases de chiles, tomate, jitomate, etc., y las deglutimos “accidentalmente” porque quitarlas implicaría tirar la mitad de la fruta o del vegetal, y esto no implica ningún problema.

Las semillas son una excelente fuente de fibra, son ricas en vitaminas, incluidas las del grupo B-17, en especial las semillas de la manzana, cereza, ciruela, chabacano y durazno pueden tener propiedades para combatir el cáncer.

El mito de las semillas y el cianuro

Este mito popular deriva de que las semillas de damasco (albaricoque o chabacano), manzana, uva, sandía, ciertas nueces y en especial las almendras, contienen amigdalina, también conocida como laetril o nitrilosida, denominada como vitamina B17, una sustancia que cuando es ingerida produce cianuro en nuestro organismo.

La cantidad de ciano ( conocido también como cianógeno o cianuro de cloro) que contienen las semillas de las frutas, son mínimas y nuestro cuerpo puede asimilar sin problema esta “toxina”.
Te recomendamos no abusar del consumo de semillas, ya que para que las semillas puedan causar daños irreparables, un adulto debería comerse de una sola sentada más de 50 semillas de pera ( una pera contiene 2 a 4 semillas) o manzana ( una manzana contiene 4 a 6 semillas) o la parte carnosa de los chabacanos en un número de 30.

El ciano está muy satanizado, se nos ha hecho creer que es fatal para nuestra salud, pero hay laboratorios que ya están fabricando suplementos sintéticos de vitamina B17 precisamente para tratamientos contra el cáncer.
Tal parece que el ciano, junto con el cobalto (ciano–cobalamina) son micronutrientes esenciales que ayudan a ensamblar la tan preciada vitamina B12 a través de las bacterias fermentativas en nuestro intestino.

Podemos decidir tomar ciano y cobalto en pequeñas dosis naturales para ayudarnos a producir vitamina B12, o podemos tomar suplementos de B12 y elegir no tomar ciano natural, o podemos decidir tomar las dos cosas debido a que hay mucho debate sobre este tema, lo cierto es que hay que gozar de buena salud intestinal para poder ensamblar la vitamina B12.

Que cada quien decida…

Los beneficios de comer las frutas con semillas

En todo caso, los beneficios que encierran las semillas de las frutas y los frutos secos son muchísimo más positivos que la pequeña cantidad de “toxinas” que contienen; toxinas que, al final, han resultado no sólo no ser toxinas sino precursoras de esta vitamina B12, imprescindible para nuestra salud.

Un verdadero antídoto natural al alcance de todos por el cual no es necesario ir a la farmacia ni pagar por ello.

Las semillas de las frutas que se pueden comer son:

Uvas

Estas semillas tienen enormes propiedades antioxidantes, por lo que previene el envejecimiento de las células, el riesgo de enfermedades cardiovasculares, arteriosclerosis y cáncer.

Sandia

Ayuda a tratar problemas de próstata y la disfunción eréctil, tiene además propiedades antioxidantes relevantes.

Melón

Ayuda a eliminar parásitos, colabora en el tratamiento de enfermedades del riñón, la nefritis, mejora el sistema nervioso y cuida la salud de las arterias.

Mandarina

Esta semilla ayuda a aliviar inflamaciones como la mastitis y en los testículos en los hombres, nódulos en los senos, hernias. Además ayuda a combatir los radicales libres por lo que previene el envejecimiento. Es eficaz para colaborar en el tratamiento contra el cáncer.

Papaya

La papaya es una fruta deliciosa que se ha hecho muy famosa por todos los beneficios que le aporta a la salud, gracias a su contenido en fibra, calcio, fósforo, hierro, papaína, tiamina, niacina y vitaminas. Favorece especialmente el tracto intestinal y el sistema inmunitario. No solo la carne, las semillas de papaya también tienen numerosas propiedades.
El consumo de semillas de papaya ayuda a prevenir problemas de insuficiencia renal y también sirven para el tratamiento cuando ya se padece este problema.

Ayudan a depurar el hígado, para este caso en especial es recomendado masticar 7 semillas de papaya 7 veces al día.
Las semillas de papaya pueden ser grandes aliadas, especialmente para casos de cirrosis hepática.

Por cierto, independientemente de comer o no las frutas con semillas, no olvides que comer al menos cinco porciones de frutas y verduras al día es uno de los pilares fundamentales para una alimentación saludable

Ahora ya sabes si agregas alguna o algunas de estas semillas en tu alimentación diaria, no tienes nada que perder y si grandes beneficios que ganar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *